24h Cantabria.

24h Cantabria.

La enfermedad hemorrágica continúa propagándose alarmantemente en Cantabria, con una elevada cifra de 789 vacas fallecidas.

La enfermedad hemorrágica continúa propagándose alarmantemente en Cantabria, con una elevada cifra de 789 vacas fallecidas.

La situación en Cantabria por la enfermedad hemorrágica epizootica sigue empeorando, con un total de 2.798 reses muertas y 798 fallecidas. Esta enfermedad, transmitida por mosquitos, es tan grave que la Consejería de Ganadería estima que durará hasta mitad de diciembre.

Ante esta situación, el departamento de Ganadería, dirigido por Pablo Palencia, hace un llamado a aplazar las ferias y concentraciones ganaderas hasta final de año, si es posible. Es importante tomar medidas para evitar la propagación de la enfermedad.

Respecto a la reciente celebración de la Olimpiada de Tudanco en Cabezón, a pesar de las recomendaciones de Ganadería de aplazarla, el consejero Palencia espera ver las consecuencias de esta decisión en los próximos días.

Palencia quiere dejar claro que no hay polémica en esta situación, solo la toma de decisiones difíciles en momentos complicados. Reconoce y agradece a los alcaldes que han cancelado concentraciones ganaderas por responsabilidad, pero entiende que cada caso es diferente y que los alcaldes tienen que tener en cuenta diversos factores, incluyendo los económicos.

La enfermedad ha afectado a once comarcas de Cantabria, con un total de 225.000 animales en riesgo. Aunque los porcentajes de reses afectadas y fallecidas no parecen alarmantes, es crucial controlar la situación lo antes posible.

El consejero Palencia espera que el frío llegue pronto para ayudar a controlar la enfermedad. En cuanto a las ayudas anunciadas, se está trabajando en ellas para asegurarse de que lleguen antes de Navidad. Estas ayudas cubrirán no solo la muerte de animales, sino también tratamientos preventivos.

Palencia planea reunirse con sindicatos y organizaciones agrarias para definir mejor el plan de ayudas. Además, se está trabajando con el Ministerio y otras comunidades para modificar las pólizas de seguro agrícola y cubrir daños ocasionados por situaciones de fuerza mayor.